Club de Inversores

Batalla entre Microsoft y Google por el futuro de internet

Ambos están compitiendo en el campo de la inteligencia artificial, que avanza a pasos agigantados. Esta semana, las acciones de Google cayeron fuertemente, mientras que las de Microsoft subieron. ¿Qué está pasando en esta guerra de gigantes?

La inteligencia artificial lleva años desarrollándose, pero se puso en boca de todos durante las últimas semanas. Su capacidad para generar y transformar automáticamente textos, fotos y audios es impresionante. Además, sus usos son prácticamente ilimitados: diagnósticos médicos, análisis de datos, control robótico, leyes, atención al cliente, descubrimientos científicos, creación de contenido, entre otros.

En este contexto, la novedad fue la aparición de ChatGPT, un sistema de chat basado en el modelo de lenguaje por Inteligencia Artificial, desarrollado por la empresa OpenAI. Es un modelo con más de 175 millones de parámetros, que está entrenado para realizar tareas relacionadas con el lenguaje.

Se le puede pedir  artículos, resúmenes, guiones, chistes, recomendaciones, poemas, traducciones, entre tantas otras cosas. Es tan potente y rápido que podría acabar con Google. Aunque, vale destacar, que está en una fase temprana, por lo que aún tiene errores y mejoras para considerar.

Por el enorme potencial que tiene el chat de OpenAI, Microsoft decidió invertir USD 10.000M en la compañía, que ya superó los 100 millones de usuarios mensuales en tan solo dos meses, todo un récord para cualquier servicio:

Google, líder en el rubro de búsqueda online, se vio amenazado frente a semejante avance. Obviamente su modelo de negocio corre peligro si ChatGPT continúa sacándole mercado. Por eso, decidió competirle a Microsoft y desarrolló Bard, la nueva competencia de ChatGPT.

Error de Google

Bard, la nueva herramienta de Google (que aún no fue presentada al público) tuvo un traspié que generó pérdidas millonarias.

En una demostración, publicada por Google en sus redes sociales, Bard respondió con datos incorrectos la siguiente pregunta: “¿Qué nuevos descubrimientos del telescopio espacial James Webb puedo contarle a mi hijo de 9 años?” 

Este error le costó muy caro a la compañía. ya que sus acciones cayeron un 7,4% el día miércoles y un 4,5% el jueves, generando un deterioro mayor a los USD 150.0000M en su Market Cap en tan solo dos días. 

Se estima que ChatGPT tiene una valuación de USD 30.000M. Esto quiere decir que la pérdida de Market Cap de Google fue 5 veces superior al valor de ChatGPT. Curioso, ¿no?

Veamos cómo viene el 2023 para Google y Microsoft:

Ambas acciones se mueven, históricamente, de manera muy similar. De hecho, hasta la semana pasada, el comportamiento era parejo. Pero todo cambió después del error de Google al presentar su nueva competencia de ChatGPT: las acciones de Google (línea roja) sufrieron enormes caídas y las de Microsoft (línea negra) no.

¿Quién ganará esta nueva guerra? Google claramente es el líder en cuanto a motores de búsqueda. Pero Microsoft le quiere arrebatar el trono. De hecho, la semana pasada anunció su navegador Bing, impulsado por la Inteligencia Artificial, con herramientas mucho más potentes que lo que ofreció siempre Google.

La versión preliminar limitada del motor de búsqueda Bing de Microsoft está disponible solo para computadoras de escritorio, aunque para los dispositivos móviles se anunciará en las próximas semanas. Lo relevante es que el chatbot de Bing puede informar a los consumidores sobre eventos actuales, un paso más allá de las respuestas de ChatGPT que actualmente se limitan a datos a partir de 2021.

En diciembre pasado, Google poseía alrededor del 84% del mercado de las búsquedas en línea, en comparación con el 9% de Bing. En un año, Microsoft le quitó el 2% del mercado a Google. ¿Podría seguir quitándole protagonismo? Sí, seguramente. Por lo pronto, la primera batalla la está ganando Microsoft. Google tendrá que corregir los errores de su nueva herramienta y salir a competir fuertemente.

Nota: El material contenido en esta nota NO debe interpretarse bajo ningún punto de vista como consejo de inversión o recomendación de compra o venta de un activo en particular. Este contenido tiene fines únicamente educativos y representa únicamente una opinión del autor. En todos los casos es recomendable asesorarse con un profesional antes de invertir.

Twitter
YouTube
LinkedIn
Instagram